Blogia
TURCÓN - Ecologistas en acción

La Guardia Civil recupera 26.000 ejemplares en peligro de extinción

La Guardia Civil recupera 26.000 ejemplares en peligro de extinción El Mundo, 14-8-2004

Madrid.- El Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil ha confiscado más de 26.000 especímenes en peligro de extinción dirigidas al mercado ilegal, mediante 359 actuaciones realizadas en el primer semestre de 2004.

El Seprona se ha incautado de 667 animales y 25.822 plantas de especies protegidas en los primeros seis meses del año, y ha confiscado 21.406 piezas de derivados de animales y vegetales protegidos, como marfil o pelos de elefante.

Según los datos facilitados a Efe por este servicio, se han recuperado 262 aves y 263 reptiles, que representan el 87% de los especímenes animales recuperados. El mes más conflictivo fue febrero, ya que se produjeron el 86% de las incautaciones por parte de la Guardia Civil mediante 50 intervenciones.

Los arácnidos es la especie de animales más exótica incautada por los servicios del Seprona, contando con 14 ejemplares recuperados en distintas actuaciones a los largo del semestre.

Según informaciones del Servicio de Protección, durante las 359 intervenciones se ha detenido a una persona presuntamente implicada en delitos contra especies amenazadas.

El instituto armado realiza estas actuaciones basándose en el catálogo de especies incluidas en el convenio Cites (Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres), que fue suscrito en 1973 y que integra a 164 países, entre ellos España.

Este marco legal internacional regula el comercio de especies animales y vegetales amenazadas que son explotadas comercialmente e incluye 821 especies protegidas y otras 30.000 para las que se recomienda el seguimiento y reglamentación ya que podrían llegar a estar amenazadas si su explotación no se realiza de forma sostenida.

Las especies amparadas por el Cites están incluidas en tres Apéndices: el Apéndice I incluye todas las especies en peligro de extinción, y el II incluye especies que no se encuentran necesariamente en peligro de extinción, pero cuyo comercio debe controlarse. Además, el Apéndice III incluye especies que están protegidas al menos en un país, el cual solicita la asistencia de terceros para controlar su comercio.

Las especies protegidas de flora incluyen los cactus, la caoba y el palo santo, mientras que las partes y derivados incluyen elementos como el marfil, el pelo de elefante y los caparazones de tortuga.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres