Blogia
TURCÓN - Ecologistas en acción

Protesta ciudadana contra el urbanismo descontrolado

Protesta ciudadana contra el urbanismo descontrolado

Más de 3.000 personas secundan la manifestación de Murcia no se vende contra el tsunami urbanístico

Ingleses y franceses se unen para pedir a sus compatriotas que rehabiliten casas viejas en lugar de comprar en resorts

Esta vez luchaban con la propia naturaleza: pasar el sábado en la playa o acudir a la manifestación en defensa de la naturaleza, la cultura y el futuro sostenible, contra la especulación y la corrupción. La afluencia se triplicó ayer en comparación con la concentración desarrollada en febrero. Más de 3.000 personas secundaron la convocatoria organizada por la coordinadora La Región de Murcia no se vende, compuesta por 50 organizaciones ecologistas, sociales, vecinales y políticas.

4-6-06 LA VERDAD
Coreando sin parar consignas como Agua para golf-os, Basta ya de corrupción o No queremos un mundo Polaris, y con música de Manu Chao amenizando el evento, los manifestantes empezaron a congregarse en la plaza de Santo Domingo de Murcia hacia las 18.00 horas. Media hora después, miles de defensores del medio natural y detractores de las grandes urbanizaciones residenciales cercanas a playas y parajes naturales, se dirigían hacia la Glorieta a través de Trapería y la plaza del Cardenal Belluga. Desde allí se organizó una expedición al jardín de San Esteban, donde se leyó el manifiesto.
"Hoy en la Región de Murcia estamos viviendo una encrucijada. De una parte, tenemos el camino que nos ofrece la hermandad del hormigón, formada por buena parte de las élites gobernantes y las grandes empresas inmobiliarias y constructoras, campos de golf y urbanizaciones. De otra, tenemos el camino de un desarrollo que respete, cuide y trate con inteligencia nuestro territorio, nuestros valores culturales y sociales y nuestros recursos naturales", rezaba el manifiesto. "Entre todos estamos consiguiendo que frente al tsunami urbanístico que asola la Región -defienden los portavoces de la plataforma-, esté creciendo una imparable marea de resistencia ciudadana que los profetas del ladrillo no se esperaban".
Entre un ambiente festivo, musical y relajado -globos de colores, músicos callejeros, gorros de bufones, pitos y camisetas con lemas ocurrentes-, se podían ver caras conocidas de ecologistas, políticos del PSOE e IU y de sindicalistas, pero eran una minoría. Jubilados, familias con niños pequeños, inmigrantes, chavales con patines y, lo más chocante, ingleses y franceses residentes en la Región. "Me da vergüenza que los británicos compren casas hechas en zonas naturales. Yo vivo en Ricote y desde hace dos años cada vez veo más casas que ocupan montañas preciosas", se lamenta la inglesa Claire Callaghan bajo una pancarta con el lema If you come to buy and destroy, go home. Resorts ruin our enviroment (Si vienes a comprar y destruir, vete a tu casa. Las urbanizaciones de lujo arruinan nuestro medio ambiente). "Yo y mis amigos ingleses y franceses pensamos que es una buena idea que compren casas viejas para rehabilitarlas en lugar de comprar casas en resorts. Deberían hacer pub! licidad de esa idea".
Precisamente sobre el valle de Ricote se despachó Begoña García Retegui, diputada regional del PSOE: "Hay una connivencia entre los alcaldes de estos municipios y ciertos empresarios para que estos últimos vendan propiedades en terrenos que aún no han sido recalificados como urbanizables en los planes parciales". Por supuesto, al final lío de cifras: mil manifestantes, según la Policía Local; 15.000, de acuerdo a los organizadores.

enviar noticia a un amigo | volver al índice de noticias


COMUNIDADES AUTONOMAS
Valencia .- Miles de personas reclaman mayor respeto por el territorio valenciano
Las calles de la ciudad de Valencia se llenaron ayer de una marea de colores y cánticos a favor de un desarrollo sostenible. En esta concentración, organizada por la plataforma Compromís pel Territori no faltaba ni una de las asociaciones cívicas que llevan años luchando por la defensa de un urbanismo más sostenible. Asociaciones conservacionistas como Greenpeace, Ecologistas en Acción o Acció Ecologista- Agró, se fundieron con todos los «Salvem» que han proliferado en los últimos tiempos por toda la Comunitat.

5-6-06 LA RAZON
Estaban los vecinos del Cabanyal, los de la huerta de Vera de Alboraya y también los de la subestación de Patraix, entre muchos otras. En total, unas 50.000 personas, según apuntaron fuentes de la organización.

El lema de la manifestación fue «Pel nostre futur, defensem el territori». El portavoz de la organización, Josep Vidal, aseguró que con este acto se pretende recoger la queja de muchos ciudadanos de la Comunitat Valenciana que están en contra de este modelo de desarrollo urbanístico y de infraestructuras en cuanto a la gestión de los recursos, que, en su opinión, lo que hacen es producir más destrucción que beneficios.

Parón en la construcción. Propuso la creación una moratoria urbanística en cuanto a la puesta en marcha de Planes de Acción Integrada (PAI) que no han contado con la participación ciudadana. Apuntó que la moratoria, dijo, debe contener todos los requisitos para que no produzcan daños en el medio ambiente.

A su juicio, la actual legislación permite a determinadas empresas promover sus proyectos de manera libre y contando poco con la participación ciudadana, de tal forma que se lleva a cabo una política de campos de golf, que en realidad son reservas de suelo para un futuro y lo que se hace es depredar los recursos, ya que España es un país con escasas reservas de agua.

También denunció la invasión de los cerca de 30 kilómetros del interior mediante la construcción de forma desordenada que provoca la estimación de una población muy superior a la que existe actualmente sin haber contado con los servicios mínimos, lo que provocará un territorio completamente saturado.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres