Blogia
TURCÓN - Ecologistas en acción

GRAN CANARIA, DECLARADA POR LA UNESCO RESERVA MUNDIAL DE LA BIOSFERA

GRAN CANARIA, DECLARADA POR LA UNESCO RESERVA MUNDIAL DE LA BIOSFERA Canarias7, 30-6-2005

ACN PRESS. Las Palmas de Gran Canaria

La isla de Gran Canaria ha sido hoy declarada Reserva Mundial de la Biosfera. Según ha informado la corporación insular, así se lo ha hecho saber a mediodía la UNESCO al presidente del Comité MAB español, Javier Castroviejo, y éste se lo ha comunicado oficialmente al Presidente del Cabildo de Gran Canaria, José Manuel Soria. Tras esta Declaración, la isla de Gran Canaria pasa a formar parte de una Red constituida hoy en día por 482 Reservas en 102 países, ya que la Declaración de la isla de Gran Canaria ha sido aprobada hoy junto a la de 23 nuevas Reservas que se encuentran en 17 países.

El pasado mes de abril de 2004, el propio Presidente del Cabildo de Gran Canaria, José Manuel Soria, anunciaba la aprobación del Comité Español del 'Programa MaB' de la candidatura de la isla de Gran Canaria como Reserva Mundial de la Biosfera, y su presentación ante la sede de la UNESCO en París, para su aprobación final definitiva que se acaba de confirmar este mediodía.

En este sentido, confirmó entonces que la propuesta la presentaba el propio Comité Español del programa MaB, con sede en el Ministerio de Medio Ambiente, ante la propia UNESCO, a través de la Embajada española en París, al mismo tiempo que confirmaba que el propio Consejero insular de Medio Ambiente y Aguas, José Jiménez, junto a una delegación de técnicos del Cabildo de Gran Canaria que han participado en los intensos trabajos de elaboración y cuidadosa preparación de la citada candidatura, presentaron la misma ante la propia sede de la UNESCO en París, donde previamente ya se había formalizado su tramitación oficial por parte de la Embajada de España (Delegación de España ante la UNESCO) a instancias del Comité MaB.

La Red Mundial de Reservas de la Biosfera de la que Gran Canaria pasa ahora a formar parte, centra sus objetivos en la gestión racional de los recursos naturales. A su vez, la Reserva de la Biosfera apoya la investigación y el intercambio de información entre sus miembros como forma de conservar la diversidad biológica en el ámbito internacional.

La declaración de parte del territorio de Gran Canaria como Reserva de la Biosfera implica un sello de calidad ambiental, prestigio y proyección exterior. Estos elementos se revelan en la actualidad como prioritarios en una economía basada en parte en el turismo. Además, representa importantes ventajas para los habitantes de la zona, dada la posibilidad de impulsar nuevos proyectos de desarrollo socioeconómico y facilitar la obtención de recursos.

La declaración como Reserva de la Biosfera no supone un mayor nivel de protección que el que legalmente tiene el ámbito en el marco de la normativa vigente, y permite compatibilizar la protección del medio ambiente con el desarrollo económico y social. Entre sus objetivos figura la estimulación y fomento de actividades económicas nuevas. Por su parte, la UNESCO establece unos criterios por los que se accede a esta declaración de Reserva de la Biosfera.

La zona debe poseer un mosaico de sistemas ecológicos y antropógicos, y ha de contar con medidas de conservación de esa biodiversidad. Asimismo, el área geográfica se organiza en Zonas Núcleo, que engloban los ecosistemas poco perturbados bajo protección legal; la Zona Tampón, que envuelve y protege a la zona núcleo; y las Zonas Exteriores de Transición, lugar de fomento de modelos de gestión razonable de los recursos.

Estos parámetros persiguen la creación de un plan de gestión de utilización de los recursos y de las actividades humanas en su calidad de Reserva de la Biosfera. Igualmente, a su amparo se crearán programas de investigación permanente, educación ambiental y aplicación de métodos de desarrollo sostenible.

Los valores paisajísticos de Gran Canaria están desarrollados en la Red de Espacios Naturales. En base a criterios de importancia ecológica y continuidad territorial, el Cabildo propuso una selección territorial de acuerdo a la zonificación establecida por el programa internacional El Hombre y la Biosfera (MaB). Las zonas propuestas contienen las mejores representaciones de la biodiversidad de la Isla, y lo que se pretende con la declaración de Reserva de la Biosfera es el reconocimiento internacional de sus características medioambientales.

Zonificación

En referencia a la zonificación, el primer término de la Reserva de la Biosfera lo ocupan las Zonas Núcleos que estarían integradas por la Reserva Natural Integral de Inagua, localizada en los municipios de Tejeda, Mogán y San Nicolás de Tolentino; Reserva Especial de Güi-Güi, en el municipio de San Nicolás de Tolentino; Parque Natural de Tamadaba, situado en los municipios de Agaete, Artenara y San Nicolás de Tolentino; Parque Natural de Pilancones, en el municipio de San Bartolomé de Tirajana, y el Monumento Natural Risco de Tirajana, situado en el municipio de San Bartolomé de Tirajana.

Las Zonas Tampón estarían compuestas por el Parque Rural del Nublo, situado entre los municipios de Artenara, San Nicolás de Tolentino, Tejeda, Vega de San Mateo, Mogán y San Bartolomé de Tirajana; el Monumento Natural del Roque Nublo, en el municipio de Tejeda; el Monumento Natural de Tauro, en el municipio de Mogán, y el Lugar de Interés Comunitario Amurga.

A su vez, las Zonas de Transición comprenderían una zona terrestre que incluye el Paisaje Protegido de las Cumbres, entre los municipios de Gáldar, Santa María de Guía, Moya, Valleseco y Vega de San Mateo, además de un área perimetral bordeando el Parque Natural de Pilancones y una zona marítima que comprende el litoral oeste entre la playa de Mogán y la playa de La Aldea.

En cuanto al requisito de Conservación establecido por el MaB, la isla de Gran Canaria cuenta con la Ley de Espacios Naturales de Canarias para garantizar la protección y conservación de las zonas propuestas, que se complementan con otros marcos legales de carácter estatal. Asimismo, en estas zonas se llevan a cabo los programas de desarrollo comunitario Leader para favorecer en ellas las modalidades de uso de los recursos naturales compatibles con su conservación, y que podrían ampliarse gracias a la pertenencia a esta Red Internacional de Reservas de la Biosfera.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres